Noticias de Salud

Confirman cuál es la mejor manera de prevenir el coronavirus

Las mascarillas N95 y otras de este tipo respiratorias son muy superiores a las quirúrgicas o de tela para proteger a los trabajadores médicos esenciales contra el coronavirus


¿Cuál es la mejor manera de evitar el riesgo de contagio del coronavirus? Ahora que la mayoría de la personas está empezando a relacionarse con sus familiares, amigos y que se inicia la vuelta al trabajo, las duda sobre cómo cuál es la mejor manera de estar más ‘seguros’ son comunes para todos nosotros.

Pero gracias a la primera revisión exhaustiva de toda la evidencia disponible, incluidos 172 estudios observacionales, podemos hacernos una idea de cómo el distanciamiento físico, las mascarillas faciales y la protección ocular afectan la propagación de Covid-19, SARS y MERS en entornos comunitarios y de atención médica en 16 países.
El informe auspiciado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y publicado hoy en «The Lancet» arroja las siguientes e interesantes conclusiones, pero quizá la más relevante es ésta: Los profesionales de la salud médicos deben usar máscaras con respirador, no máscaras quirúrgicas. Las mascarillas N95 y otras de este tipo respiratorias son muy superiores a las quirúrgicas o de tela para proteger a estos trabajadores esenciales contra en la respuesta frente al coronavirus.
Los resultados, tal y como señala en un comentario que acompaña al informe, Raina MacIntyre -quien no participó en el estudio-, del Instituto Kirby de la Universidad de Nueva Gales del Sur (Australia), dejan algo muy claro: se deberían recomendar que los trabajadores esenciales, como las enfermeras y los servicios de emergencia, usen mascarillas N95 o similares, no solo mascarillas quirúrgicas.

MacIntyre, que describe el estudio como ‘un hito importante’, afirma que «Este estudio debe impulsar una revisión de todas las pautas que recomiendan la mascarilla para los trabajadores de salud que atienden a pacientes con covid-19. Proteger, la salud ocupacional y la seguridad de los trabajadores de la salud deben ser la máxima prioridad y el principio de precaución aplicado».

Y añade: «Este hallazgo es vital para el diseño de mascarillas en el futuro, muchas de las cuales son de una sola capa. Una mascarilla de tela adecuada debe tener tela resistente al agua, múltiples capas y un buen ajuste facial. El uso de una mascarilla facial universal podría permitir el levantamiento seguro de las restricciones en las comunidades que buscan reanudar las actividades normales y podría proteger a las personas en entornos públicos abarrotados y dentro de los hogares».

El informe también confirma que el distanciamiento físico de al menos 1 metro reduce el riesgo de transmisión de Covid-19, pero que siempre será mejor una distancia de 2 metros y que la protección ocular –gafas- también puede proporcionar un beneficio adicional, aunque la certeza de la evidencia es baja para ambas formas de protección.

El documento subraya que, aunque incluso cuando se usan y combinan adecuadamente, ninguna de estas intervenciones ofrece protección completa y se deben mantener otras medidas de protección básicas, como la higiene de las manos, que son esenciales para reducir la transmisión.

«El distanciamiento físico es, probablemente, la mejor manera de reducir la infección», afirma Holger Schünemann, de la Universidad McMaster (Canadá), y coordinador de este estudio internacional.

«Aunque la evidencia directa es limitada, el uso de mascarillas en la comunidad brinda protección, y posiblemente los respiradores N95 o similares que usan los trabajadores de la salud sugieren una mayor protección que otras máscaras faciales -afirma Schünemann-. La disponibilidad y la viabilidad y otros factores contextuales influirán en las recomendaciones que las organizaciones desarrollen sobre su uso. La protección ocular puede proporcionar beneficios añadidos».

La revisión sistemática ha sido posible gracias a una gran colaboración internacional de investigadores, médicos de primaria y especialistas, epidemiólogos, pacientes, expertos en salud pública y políticas de salud.
Los investigadores buscaron evidencias directas sobre covid-19 e evidencia indirecta sobre coronavirus relacionados que causan el Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SARS) y el Síndrome Respiratorio del Medio Oriente (MERS).

«Existe una necesidad urgente de que todos los cuidadores en entornos de atención médica y no sanitaria tengan acceso equitativo a estas simples medidas de protección personal, lo que significa aumentar la producción y la consideración sobre la reutilización de la fabricación», asegura Derek Chu, otro de los investigadores.

Pero advierte: «aunque el distanciamiento, las mascarillas faciales y la protección para los ojos fueron protectoras, ninguna hizo a las personas totalmente impermeables a las infecciones y, por lo tanto, las medidas básicas como la higiene de las manos también son esenciales para reducir la pandemia actual de covid-19 y las futuras olas».

 

Fuente abc.es

CONTÁCTENOS

LABORATORIO CLÍNICO PATOLÓGICO LÓPEZ CORREA S.A.

Sede Principal: Calle 24 N. 5 - 41. Pbx: 3351223 Fax: 3332234 - Celular: 312-2860809 - 315-8146359

Sede Megacentro Pinares: Carrera 19 N. 12 - 50, Torre 1 Locales 104-105. Teléfonos: 3214871 - 3211269 - Celular: 316-5266338

Sede Álamos: Calle 14 N. 23-98. Teléfonos: 3131339 –3144802. Celular: 315-5764287

Sede Cuba: Carrera 25 N.66B-08 barrio San Fernando.Teléfono: 3273988 - 3273551 - Celular: 318-4665664

Sede Dosquebradas: Carrera 16 N.16-30 barrio Valher. Teléfonos: 3301200 – 3302121 - Celular: 317-6393660

Pereira/Risaralda/Colombia

laboratorio@lopezcorrea.com