Noticias de Salud

Esta estimulación cerebral profunda es más eficaz y segura para tratar el párkinson

Logran que este tratamiento tenga efectos más duraderos, reduciendo el tiempo de estimulación y así minimizando así los efectos secundarios


Investigadores de la Universidad Carnegie Mellon (EE.UU.) han descubierto una manera de mejorar la estimulación cerebral profunda para que sea más precisa y con efectos terapéuticos más efectivos. El trabajo, que se publica en « Science» aportará nuevas perspectivas el estudio y tratamiento de la enfermedad de Parkinson.

La estimulación cerebral profunda permite, a través de electrodos implantados en el cerebro, enviar señales eléctricas a la parte del cerebro que controla el movimiento. Ayuda a controlar los movimientos no deseados en el cuerpo, y los pacientes deben recibir estimulación eléctrica continua para aliviar sus síntomas. Si se apaga el estimulador, los síntomas reaparecen inmediatamente.
Pero según Aryn Gittis, coordinador de este trabajo, su estudio podría cambiar esta norma de administrar la terapia.

«Al hallar una manera de conseguir que tenga efectos duraderos, nuestra esperanza es reducir en gran medida el tiempo de estimulación, minimizando así los efectos secundarios y prolongando la vida útil de la batería de los implantes».


Gittis inició las investigaciones sobre este enfoque terapéutico en 2017, cuando su laboratorio identificó tipos específicos de neuronas dentro de los circuitos motores del cerebro que podrían tener como objetivo proporcionar un alivio duradero de los síntomas motores en modelos de párkinson.
Los investigadores emplearon optogenética, una técnica que utiliza la luz para controlar neuronas modificadas genéticamente. Sin embargo, la optogenética no se puede utilizar todavía en seres humanos.

«Este es un gran avance con respecto a otros tratamientos existentes», asegura Gittis. «En otros protocolos de estimulación profunda, tan pronto como se apaga, los síntomas regresan. Este enfoque proporciona beneficios más duraderos, al menos cuatro veces más que la estimulación cerebral profunda convencional».

Teresa Spix, la primera autora del artículo, comenta que si bien hay muchas teorías sólidas, los científicos aún no comprenden completamente por qué funciona esta terapia. «Todavía no entendemos cada parte del proceso, pero creemos que nuestro enfoque de ráfagas cortas parece proporcionar un mayor alivio de los síntomas. El cambio de patrón nos permite afectar de manera diferencial los tipos de células», añade.

«Esta investigación comenzó con teorías muy básicas sobre circuitos, pero nos llevó a algo que podría ayudar a los pacientes en un futuro cercano», asegura Spix.

Los neurocirujanos de Allegheny Health Network (AHN) de Pittsburgh tienen previsto usar la investigación de Gittis en un estudio de seguridad y tolerancia en humanos.
Nestor Tomycz, cirujano neurológico de AHN, declara que los investigadores pronto comenzarán un estudio cruzado doble ciego aleatorizado de pacientes con enfermedad de Parkinson idiopática. En este se hará un seguimiento de los pacientes durante 12 meses para evaluar las mejoras en los síntomas motores de la enfermedad de Parkinson y la frecuencia de los eventos secundarios.

«Estamos entusiasmados de que su investigación sobre la estimulación por ráfagas muestre un potencial para mejorar la estimulación cerebral profunda, que ya es una terapia bien establecida y eficaz para la enfermedad de Parkinson», agrega Tomycz.

 

Fuente abc.es

CONTÁCTENOS

LABORATORIO CLÍNICO PATOLÓGICO LÓPEZ CORREA S.A.

Sede Principal: Calle 24 N. 5 - 41. Pbx: 3351223 Fax: 3332234 - Celular: 312-2860809 - 315-8146359

Sede Megacentro Pinares: Carrera 19 N. 12 - 50, Torre 1 Locales 104-105. Teléfonos: 3214871 - 3211269 - Celular: 316-5266338

Sede Álamos: Calle 14 N. 23-98. Teléfonos: 3131339 –3144802. Celular: 315-5764287

Sede Cuba: Carrera 25 N.66B-08 barrio San Fernando.Teléfono: 3273988 - 3273551 - Celular: 318-4665664

Sede Dosquebradas: Carrera 16 N.16-30 barrio Valher. Teléfonos: 3301200 – 3302121 - Celular: 317-6393660

Pereira/Risaralda/Colombia

laboratorio@lopezcorrea.com